Emergencia nacional: se dispara la llegada de inmigrantes menores sin acompañante

En tan sólo 8 días, España ha recibido un total de 3.650 inmigrantes ilegales. Para hacernos una ligera idea, esta cifra supone más de un 370% de lo que recibiese Italia durante el mes de septiembre.

Hace escasos días, conocíamos la noticia de que España y Marruecos se encontraban en conversaciones para negociar una de las mayores problemáticas derivadas de la actual crisis migratoria: los menores de edad. Según comunicaba el pasado 5 de octubre la agencia The Local Europe, en la actualidad nuestro Gobierno estima que alrededor de 10.000 inmigrantes menores de edad residen en España sin sus familiares, de los cuales aproximadamente el 70% son de origen marroquí. Así mismo, el pasado 27 de septiembre la diputada regional socialista, Consuelo Cano, aseguraba que “el Gobierno de España apoyará con 40 millones de euros a las comunidades autónomas para abordar la acogida de menores inmigrantes”. Con esta medida el Ejecutivo no pretende otra cosa que templar las múltiples reclamaciones recibidas desde las diferentes instituciones regionales, y es que el asunto de los inmigrantes menores de edad se esta tornando cada vez más complejo.

Inmigrantes menores de edad en la frontera de Melilla. Imagen-EPA.

El reciente caso de Canarias

A lo largo del día de ayer,  nuestro país recibió más de medio centenar de inmigrantes menores de edad. Más del 50%, llegaban a las Islas Canarias en cinco embarcaciones diferentes, según recogía La Provincia. Este asunto concreto le ha supuesto un grave problema a Canarias, tanto es así, que en las últimas horas el Cabildo de Lanzarote declaraba a través de un comunicado la “situación de emergencia humanitaria” ante la masiva llegada de menores durante los últimos días, más de 100 en tan sólo una semana. Según comunicaba ayer el presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, “esta situación de emergencia ha sido declarada por el desbordamiento de los recursos disponibles en la isla y ante la negativa del Estado de autorizar al Gobierno de Canarias el uso de los cuarteles de Arrecife para poder alojar y atender de manera excepcional en estos más de cien menores extranjeros”. El Gobierno insular se veía obligado a  adoptar esta declaración como marco jurídico que permitirá al Cabildo alojar a los menores en el Albergue de La Santa (Tinajo), un centro dependiente de la Institución cuya gestión y explotación está a cargo de un tercero mediante concesión del servicio público.

Lugar en el que serán alojados los inmigrantes en Lanzarote. Imagen-hostels.com

“Almacenes de niños” en Andalucía

Así lo afirmaba el fiscal coordinador de Familia y Protección de Menores de Sevilla, Daniel Valpuesta, para el Diario de Sevilla. Según Valpuesta, el problema de la inmigración “se nos ha ido de las manos”, y es que la llegada de menores extranjeros no acompañados a Andalucía se ha incrementado en un 575% en los dos últimos años, y ya son 4.798 los menores atendidos de los 10.162 que hay en España, una cifra que para la Fiscalía de Sevilla demuestra un evidente “desbordamiento”.

Por otro lado, y según recogía el pasado mes de Septiembre, ABC de Sevilla, unos 400 inmigrantes menores de edad habrían llegado este verano a los centros de acogimiento situados en las localidades de Marchena y Carmona. De los cuales, más de 60 se fugaron aprovechando un traslado. Según recoge el digital sevillano, los trabajadores de estos dos centros llevan desde principios de verano denunciando una clara situación de desbordamiento. “Lo normal es que llegaran cada año de cuatro a seis por mes, pero ahora puedo darte una cifra que cambia en menos de una hora”, contaba un miembro del comité de empresa, Miguel Ángel Gutiérrez.

El asunto de las fugas en estos centros andaluces no es algo aislado, ya el pasado mes de julio, Antena 3, informaba de la fuga de 400 menores de un albergue de Granada. Estas fugas también llegaron a sucederse en algunas localidades gaditanas, como Arcos de la Frontera o Bárbate, donde en el mes de julio se vivieron auténticos momentos de tensión con la huida de medio centenar de marroquíes. Tal y como señaló en el caso de Granada, ABC de Sevilla, la Junta de Andalucía reconoce sin problemas la fuga de estos menores, aunque señala que “los menores se van por voluntad propia, porque vienen ya con un proyecto migratorio”. Sin embargo según el digital andaluz, “estos niños habrían decidido abandonar el centro de Víznar por el «olvido» burocrático al que estaban sometidos”. Especificando que “en ocasiones, los jóvenes cumplen los 18 años sin haberse tramitado los papeles para que puedan residir legalmente”.

Varios inmigrantes llegando al puerto de Algeciras, entre ellos menores. (EFE)

Ceuta desbordada

Juan Jesús Vivas, presidente de Ceuta, aseguraba el pasado miércoles en el programa ‘Buenos Días Andalucía’ de Canal Sur, que su Gobierno había abierto un periodo de reflexión “desde la absoluta lealtad y responsabilidad”, para analizar la posibilidad de renunciar las competencias de los menores.  Según asentaba Vivas, “esto es una llamada de atención y petición de socorro para poner en evidencia un fenómeno derivado de la presión migratoria que está excediendo nuestras capacidades de respuesta y de competencia”. El presidente ceutí también afirmaba que hace unos años “no existía este fenómeno. Un fenómeno que se ha incrementado en un 55% y que es desbordante”.

En la actualidad hay más de 300 inmigrantes menores de edad bajo la tutela de la Administración de Ceuta y con muchos problemas añadidos ya que según resaltan diversos medios ceutíes, muchos de los menores se refugian en la zona del puerto, renunciando a ser tutelados y ocasionando en ocasiones graves altercados que dañan considerablemente la imagen de la ciudad.

El presidente de Ceuta durante la entrevista para Canal Sur. Imagen-ceutaldia.com

Según señala la Memoria Anual de la Fiscalía, recogida por Europa Press, en el año 2017 la entrada de inmigrantes menores de edad se vio incrementada en un 398% con respecto al año anterior, y en un 566% si se compara con el año 2015. En total el año pasado entraron 2.345 inmigrantes menores de edad, frente a los 588 del 2016 y los 414 de 2015.

En resumen, nuestro país se esta enfrentando en estos últimos meses a una gravísima crisis migratoria que esta poniendo a prueba todos los marcos legales en materia de inmigración, obligando a ciertas autonomías a generar formulas que le permitan hacer frente a tal invasión totalmente desmedida y únicamente propiciada por una nefasta gestión en materia de fronteras. En tan sólo 8 días, España ha recibido un total de 3.650 inmigrantes ilegales. Para hacernos una ligera idea, esta cifra supone más de un 370% de lo que recibiese Italia durante el mes de septiembre, un 8% más de lo que recibió nuestro país entre enero y marzo de este año, y el 92% de las entradas registradas en Grecia durante el mes pasado.

 

por Rubén Pulido.

Jerez de la Fra. (Cádiz) - 1985. Ingresó a los 18 años en el Ministerio de Defensa, durante su etapa militar hasta su excedencia voluntaria (tras más de 11 años de servicio) ha realizado diversos cursos de perfeccionamiento, alcanzando así una serie de aptitudes que le confieren un especial olfato para el análisis de la actualidad en nuestro país. Empresario desde su excedencia, Rubén Pulido se dedica en la actualidad a dirigir inversiones y analizar todo lo que ocurre en nuestro país en materia de inmigración.